Home » Quejas » La gente que habla demasiado (y siempre quiere tener razón)

La gente que habla demasiado (y siempre quiere tener razón)

Hay gente que parece estar enamorada de su propia voz y desgraciadamente suele ser un combo con los que siempre, siempre, pero siempre tienen que tener la última palabra.

Parece que en Francia hay una concentración particularmente alta de este tipo de gente (son especiales los franceses, algún día escribiré un post sobre ellos), pero no voy a referirme específicamente a nadie sino a todos como grupo genérico. Sí, estoy poniendo etiquetas, cosa que no está bien, pero este es mi blog y hoy quiero quejarme de esta gente porque hacen del mundo un lugar peor para vivir y hacen prácticamente imposible mantener una conversación con ellos, o con cualquier otra persona en cualquier reunión en la que se encuentren.

Hay que saber que esta gente SIEMPRE tiene una opinión, no importa que no tengan idea del tema del que se esté hablando. Y su opinión la expresan en voz bien alta, acaparando todo el espacio auditivo de los presentes, como si subir el volumen mejorara sus argumentos.

Saltan a la conversación aunque estén en la otra punta de la habitación, y no se callan hasta que no consiguieron que todos los que están ahí les den la razón (aunque no sepan que el 95% les da la razón sólo para que se callen un rato).

Si la conversación se desarrolla durante la comida, hay dos tipos de comportamiento. Están los que dejan que se les enfríe (o derrita) lo que tienen en el plato y siguen hablando, y están los que hablan con la boca llena. Estos últimos son particularmente odiables. La puta madre, ¿tan importante es lo que tenés para decir que no podés esperar 10 segundos y tragar? ¿En serio tenés que obligarnos a todos a ver tu comida a medio masticar y eventualmente los pedacitos que se caen? ¿No te enseñó tu mamá/tu abuela/tu maestra jardinera el dicho “ballena ballena, no se habla con la boca llena”?

Nunca intentes razonar con uno de estos especímenes, es totalmente inútil y al mismo tiempo frustrante. Si en algún momento hacen una pausa para respirar y lográs tirar un comentario, van a encontrar la forma de contradecirte, aunque sea con un argumento estúpido y repetitivo basado en su limitada experiencia personal. O directamente, lo van a ignorar, sí, hacer de cuenta que no dijiste nada y seguir hablando como que nada pasó. O, la tercera opción, una vez que terminaron su pausa para respirar y vos habías empezado a esbozar tu argumento lógico e inteligente, te van a interrumpir con un tono de voz más alto.

Porque lo que a esta gente le interesa no es un diálogo, un intercambio de ideas y opiniones. No, lo que les interesa es un monólogo en el que autoreafirmen su enfermiza necesidad de tener razón siempre.

Yo lo considero casi una disciplina olímpica, y conozco un par de personas que merecen sin duda la medalla de oro.

Advertisements

2 thoughts on “La gente que habla demasiado (y siempre quiere tener razón)

  1. Claro, todos queremos ser escuchados, por eso es tan molesta la gente que nunca deja hablar a los demás e interrumpe todo el tiempo. Gracias por comentar y seguir el blog. Saludos!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s